martes, 1 de octubre de 2013


¿FÁRMACOS QUE ADELGAZAN?: EXCESS 500 CONTROL

         El Blog está a punto de alcanzar los 25.000 accesos, una meta que no esperaba lograr tan pronto y que debo agradecer a todos aquellos que entráis a leer alguna de mis entradas, lo que me anima a seguir escribiendo sobre aspectos relacionados con la nutrición, las dietas y el control del peso.

Hoy vuelvo a escribir una nueva entrada a petición de unas seguidoras que recientemente me han pedido que escriba sobre un COMPLEMENTO ALIMENTICIO (no es un fármaco o medicamento) conocido como EXCESS 500 CONTROL de Laboratorios ACTAFARMA.

               


Este nuevo complemento alimenticio enfocado al control del peso se basa en las supuestas propiedades del PHASEOLUS VULGARIS (o extracto de judía blanca  que tiene Phaseolamina, la cual no ha demostrado evidencia suficiente para la EFSA) y del  PICOLINATO DE CROMO (elemento del que la EFSA si tiene un papel en el metabolismo de los hidratos de carbono).

          Se trata de un producto similar al XLS CarboBlocker del que ya hice una entrada en Febrero/2013, sólo que añadiendo el Picolinato de Cromo.
                
COSTE del TRATAMIENTO:
                
          Ya vimos que con el XLS CarboBlocker el coste rondaba los 2.5€/día. En el caso de el EXCESS 500 CONTROL, el precio está entre los 16-19€/caja de 14 sobres, por lo que podemos estimar un coste medio de 1.25€ x sobre, y el coste diario dependerá de las veces que lo usemos al día. Si lo tomamos 2 veces al día, supone en torno a los 2,5€/día.


               
            COMPOSICIÓN:

        Veamos un poco más de sus 2 componentes:

-       El CROMO (en forma de Piconilato de Cromo) si ha evidenciado que contribuye al metabolismo normal de los macronutrientes y a mantener niveles normales de glucosa en sangre (la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria –EFSA- permite estas declaraciones de salud para aquellos alimentos Fuente de Cromo (al menos un 15% de la CDR) según podéis comprobar en el Reglamento UE Nº 432/2012 de la Comisión de 16 de mayo de 2.012); pero no hay evidencia científica suficiente de un papel en el control del peso o en adelgazamiento, ni siquiera en la regulación del apetito. Así se manifiesta en las conclusiones de la EFSA sobre esta sustancia, que concluye que “la evidencia aportada es insuficiente para establecer una relación causa-efecto entre la ingesta dietaria de Cromo y la contribución en el mantenimiento o el logro de un peso corporal normal”.

-       En cuanto al PHASEOLUS VULGARIS (phaseolamina), ya vimos en una entrada anterior como el XLS-Medical CarboBlocker estaba compuesto por este mismo principio activo extraído de la judía blanca (PHASELITE®); y he explicado en esa entrada el mecanismo de acción por el que dicen que actúa (con un coste de unos 3€/día), y que al igual que el EXCESS 500 CONTROL, debe utilizarse conjuntamente con una dieta adecuada, actividad física y un estilo de vida saludable. La acción que refieren, en el intestino, es la de ralentizar la absorción de azúcares aprisionándolos entre las fibras y actuando sobre la α-amilasa, bloqueando su actividad.

He rescatado de la página web del XLS el diagrama con el que explican el efecto y lo he modificado un poco añadiendo en verde los azúcares simples que son absorbidos igualmente y parece que se los han “olvidado”:


                La EFSA se ha pronunciado en lo referente a la Phaseolamina en un informe del año 2.011 en el que concluye que “no se puede establecer una relación causa-efecto entre el consumo de Phaseolamina y la reducción de peso corporal

 (ver enlace: http://www.efsa.europa.eu/en/efsajournal/doc/2253.pdf).


PRESENTACIÓN Y MODO DE USO:    

El EXCESS 500 CONTROL se presenta en envases de 14 sobres de 11 ml cada uno y se recomienda consumir 1 sobre al día 10 minutos antes de las comidas ricas en hidratos de carbono como pastas, pan, arroces, etc. Su administración puede ser tomado directamente o bien diluido en agua u otra bebida a elegir. Se debe tener muy presente que los complementos alimenticios no están destinados a sustituir una dieta sana y equilibrada ni un modo de vida saludable.

                Esta DESACONSEJADO en menores de edad, y durante el embarazo y la lactancia.

MI OPINIÓN PERSONAL:

                Como ya he manifestado en otras entradas, no soy partidario del uso de estos complementos alimenticios para el control del peso, ni de este ni de otro tipo de complementos mientras no se encuentre un buen medicamento que demuestre un beneficio relevante en le pérdida de peso y su mantenimiento posterior, tanto desde el punto de vista metabólico como de lo que creo más importante, el control del apetito y de la saciedad. Creo que no se debe fomentar su uso para mantener hábitos nocivos,  como en el caso que nos ocupa, pues la idea de “la gula ya no es pecado” que publicitan en alguna campaña considero que es un gran error de concepto para todos aquellos que quieran mirar por su salud.

                En este caso que nos ocupa, en lo referente a la acción inhibitoria de la phaseolamina sobre la alfa-amilasa (comprobado in vitro pero no in vivo) es importante destacar que si bien se mencionan estudios en su publicidad, ninguno ha demostrado evidencia científica suficiente para su recomendación profesional como un tratamiento coadyuvante del sobrepeso o de la obesidad, pues si bien la sustancia está bien caracterizada, al igual que su efecto in vitro, in vivo no ha evidenciado su validez y el estudio que presentan en su web no tiene validez al ser es en una muestra pequeña y por un periodo corto de tiempo (30 días) y que alargado a los 2 meses no produjo efectos significativos. (ver informe EFSA en el enlace anterior).

                En cuanto a su mecanismo de acción, esta reducción no tiene efecto sobre los azúcares de absorción rápida que provienen de la dieta como tales (monosacáridos: glucosa, fructosa, galactosa, etc que son los azúcares más sencillos y NO SE HIDROLIZAN por lo que no se ve afectados por la inhibición de la alfa-amilasa) y sólo tiene la acción inhibitoria sobre los Hidratos de Carbono Complejos conocidos como de lenta asimilación (Polisacáridos como los almidones: cereales, legumbres, hortalizas, pasta, arroz, etc). Tampoco debería tener acción sobre los principales disacáridos (sacarosa, lactosa,  para las cuales en la mucosa intestinal hay otras enzimas específicas (que entiendo no se inhibirán con la phaseolamina) conocidas como Disacaridasas (maltasa (rompe lactosa en galactosa y glucosa); lactasa (rompe lactosa en galactosa y glucosas); sacarasa (rompe sacarosa en fructosa y glucosa); etc).

                Por lo tanto, de ser útil, solo debería serlo cuando comemos Hidratos de Carbono complejos como son los que hay en el Arroz, Pasta, Pan, Cereales, etc; y que deben aportar en torno al 50% del contenido calórico de nuestra dieta, por lo que si impedimos en torno al 66% de su absorción y no interferimos el de las grasas y otros azúcares estaremos desequilibrando la dieta de modo muy significativo.

                Respecto al CROMO (Picolinato de Cromo), se trata de un Oligoelemento interesante y su Cantidad Diaria Recomendada para un adulto en condiciones normales es de 40 microgramos (CDR: 40μg) según la Directiva 2008/100/CE.

                El Cromo que interesa para la salud es el conocido como CROMO TRIVALENTE que es el biológicamente activo y el que encontramos en diversos alimentos, entre los que destacamos los siguientes: la levadura de cerveza (a veces rechazada por producir gases) es la mejor fuente de cromo y luego encontramos cromo en productos como: vísceras (hígado), carnes procesadas, fiambre de pavo, pollo, huevos, brécol, germen de trigo, manzana, espinacas, pimiento verde, mariscos, etc.

                Su deficiencia es rara y su absorción se ve favorecida por la presencia de Vitamina C y Niacina; y se ve inhibida por la presencia de Hidratos de carbono simples. Debido a la baja absorción y a la alta tasa de excreción de cromo, su toxicidad no es común.

                El Picolinato de Cromo es la forma más eficiente de tomar el Cromo, aunque hay otras (Niacina de cromo, etc) y hay estudios que relacionan su uso con una disminución de la resistencia a la insulina en los pacientes diabéticos; con  un efecto sobre los principales neurotransmisores que se ha visto puede tener efecto para tratar los síntomas de la depresión atípica especialmente en aquellos que tienen sobrepeso y comen en exceso; también se ha observado una reducción de la necesidad de antidepresivos; etc. De todos los estudios, lo concluyente es que debemos seguir una dieta variada y equilibrada que nos permita consumir las CDR de cromo y sólo bajo consejo y seguimiento profesional estaría indicado el suplemento de este oligoelemento.

                Yo no lo recomendaría, pero si alguien quiere gastarse en torno a los 37.5-70€ al mes para alcanzar un objetivo incierto y que si aparece seguramente sea derivado del esfuerzo dietético y de ejercicio que se suele iniciar cuando alguien toma decisiones de este tipo. Mi recomendación no es prohibir, pues si las Autoridades Sanitarias permiten su venta es que al menos no ha de ser malo (si bien deberían controlar la publicidad engañosa cuando la hay) y yo no he encontrado evidencias suficientes de que tenga efectos secundarios importantes, por lo que es una opción que se puede plantear al especialista que supervisa tu plan de control de peso para que valore, supervise y personalice tu caso.

                Como curiosidad, me ha llamado la atención el spot publicitario en que salen 2 mujeres a punto de pedir su comida y la primera pide una ensalada variada, y sin embargo, la amiga  -Julia- se pide unos espaguetis (en donde podría haber una reducción de los hidratos de carbono si fuera verdad que se bloquea parte de la absorción) y un pastel de chocolate (lleno de azúcares que no bloquean la phaseolamina y que además disminuyen la absorción del Cromo). “¡¡Total, un día es un día!! “ (sin comentarios). Y lo peor es que acaba fomentando hábitos que van en contra de toda ciencia con una frase que es para alucinar: “y noteprivesdeloquemastegusta.com” que si vas a su página web puedes ver cómo se hace una publicidad que anima a no privarte de lo que más te gusta (aunque esto sean pasteles, dulces, helados, o comidas ricas en grasas saturadas, trans, etc).





EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD: esta información no sustituye el asesoramiento médico profesional. Se ha de consultar siempre con el médico y leer los prospectos de cada fármaco o sustancia aquí recogida, siendo esta información meramente informativa y en ningún caso  aconseja o recomienda la decisión de consumir ningún medicamento o complemento dietético sin la supervisión médica directa ni sustituye el criterio de su médico.

lunes, 20 de mayo de 2013

Champiñones al ajillo



CHAMPIÑONES AL AJILLO:

Hoy os presento una receta sana, sencilla y económica para que valoréis incorporar a vuestra dieta, especialmente si queréis controlar el peso de un modo más saludable.

Los champiñones al ajillo, cocinados con aceite de oliva Virgen Extra y especias como el perejil, pimienta blanca y/o cayena son un rico plato que puede utilizarse como plato único o acompañando a carnes a la plancha e incluso pescados. También puede ser la salsa de pasta o arroz en una dieta saludable, entre otras muchas opciones.

Me refiero especialmente los champiñones blancos (los que encontramos habitualmente en las tiendas) pues son un buen alimento a incluir en nuestra dieta. Otros hongos y setas son bien conocidos por sus beneficios para la salud, pero no son tan habituales en nuestros mercados.

Los champiñones blancos presentan un aporte calórico muy bajo y un rico aporte mineral (destacando el aporte en Cobre,  Selenio y Potasio) y vitamínico (especialmente en Biotina, Riboflavina, Ác. Pantoténico y Niacina). Muy interesante para dietas de adelgazamiento por su efecto saciante, su aporte en fibra y su bajo valor calórico.

En mi opinión, es un alimento que deberíamos incorporar en nuestra dieta y consumirlo al menos en 1 o 2 ocasiones a la semana.

En cuanto a su Índice Glucémico –IG-, hay diversos valores según qué bases de datos evaluemos; algunas hablan de valores muy bajos, otras de valores en torno a 15 y otras en torno a 30. Sea como sea, se trata de valores bajos que permiten ser utilizados en dietas de adelgazamiento.









 OBSERVACIONES:

Estudios científicos relacionan sus propiedades saludables por el efecto de sustancias como la ERGOTIONEÍNA, su rico aporte en Selenio y la presencia de un inhibidor de la aromatasa en los champiñones.




miércoles, 15 de mayo de 2013

GUACAMOLE: Receta

A continuación os adjunto la receta de mi GUACAMOLE.

Se trata de un alimento muy rico en grasas saludables y en vitaminas, minerales y fitoquímicos. Si bien el ajo y el tomate no forman parte de muchas recetas de guacamole, en la mía los he incluído pues añaden interesantes beneficios y además disminuyen la densidad calórica. Como acompañante, en vez de nachos, he elegido unos colines integrales en aceite de oliva, que son más económicos pero sobre todo mucho más saludables.

Espero que os guste.























EL AGUACATE: 

     El Aguacate es la base de GUACAMOLE, una receta de origen mejicano. Se trata de un fruto rico en vitaminas y minerales -ver gráfico-, así como en grasas saludables, principalmente monoinsaturadas –ácido oleico).Es uno de los alimentos citados en muchas de las listas de los principales SUPERALIMENTOS.






Como podemos observar en el gráfico nutricional, se trata de un alimento con 172 Kcal en 100 gramos y que es muy rico en grasas (aportan el 76,7% de su energía en forma de grasas). Tiene sin embargo un buen perfil lipídico, con índices aterogénicos y trombogénicos muy bajos. En 100 gramos aporta el 27% de la C.D.R. de Fibra, el 41% de la CDR de folatos/Ác. Fólico; el 28% de Biotina, el 28% de Vitamina K y el 24% del Potasio diario recomendado. Es de destacar que es la fruta con el mayor contenido en Vitamina E de las 20 frutas de mayor consumo en EEUU (aporta el 17% de la CDR para esta Vitamina E o alfa-tocoferol). 

En el próximo enlace podrás acceder a una receta de Aguacate muy saludable.


CURIOSIDADES  DEL  AGUACATE:

Como curiosidad decir que los antiguos aztecas le llamaban AHUACATL que quiere decir “testículo”, ya que se le consideraba como un fruto afrodisiaco.

La concentración más grande de sus carotenoides saludables se encuentran en la parte verde oscura que se encuentra cerca de la cáscara, por lo que debe aprovecharse bien para beneficiarse mejor de sus propiedades.

La protección que su piel brinda a este fruto, hace que sea uno de los frutos más seguros frente a la contaminación por pesticidas, siendo clasificado como uno de los cultivos comerciales más seguros en lo referente a la exposición a pesticidas.

EVIDENCIA CIENTÍFICA:

Entre los abundantes estudios, quiero destacar los siguientes efectos saludables:

-  - REDUCCIÓN DEL COLESTEROL: Diversos estudios relacionan su consumo con una reducción del colesterol total y del LDL o colesterol “malo”, así como los Triglicéridos en sangre. Estos efectos seguramente son causados por su perfil lipídico (rico en oleico) y su contenido en fibra, y especialmente por su alto contenido en beta-sitosterol (muy superior al de otras frutas).
-  
  - ANTI INFLAMATORIO y ANTIOXIDANTES: su rico contenido en fitonutrientes le dota de propiedades anti-inflamatorias. Es de destacar su contenido en Luteína, alfa y beta carotenos, glutation, etc. Algunos estudios han indicado que ciertos compuestos del aguacate (conocidos como PERSENONAS A y B) tienen propiedades antioxidantes y podrían inhibir la producción de radicales libres, que están implicados en el envejecimiento y la aparición de diferentes enfermedades crónicas. 

- - MEJORAN LA SALUD HEPÁTICA -PROTECTOR ANTE EL DAÑO HEPÁTICO-: Un estudio realizado en la universidad de Shizuoka –Japón- ha relacionado en animales el consumo del aguacate como un factor protector ante el daño de hepatitis víricas como la tipo C (actividad inhibitoria de daño hepático).
-
 - PROSTATA: el Beta-Sitosterol se ha relacionado con una disminución del crecimiento prostático en pacientes con Hipertrofia Benigna de Próstata (HBP).




jueves, 18 de abril de 2013

El Veganismo: ¿una dieta sana?

LA DIETA VEGANA:




El Veganismo es un estilo de vida con un objetivo  principal que es el abstenerse del consumo o uso de productos de origen animal, tanto en la alimentación como en la vestimenta, ocio, consumo de productos “testados en animales”, etc.

Veganismo = Vegetariano puro + Estilo de Vida de rechazo al consumo o uso de productos de origen animal.


En el campo de la alimentación, los veganos no pueden consumir ningún alimento, condimento o suplemento alimentario que tenga componentes de origen animal.

Se podría decir que las/os Veganas/os son Vegetarianos puros, y por tanto no pueden tomar tampoco leche, miel, huevos ni derivados de éstos.

En ambos casos, se rechaza todo alimento procedente de todo tipo de animales, como son: carnes, aves, pescados, mariscos, crustáceos, reptiles, etc; incluyendo productos de origen animal como son los lácteos (leche, quesos, yogures, nata, etc), la miel, los huevos, etc.

 Nota: se tiende a creer muchas veces que un Vegetariano puede tomar huevos, leche y sus derivados. En estos casos no se trataría de un Vegetariano puro sino de un ovo-lacteo-vegetariano. También hay otros términos como lácteo-vegetarianos que al concepto de alimentación vegetariana pura  sólo añaden leche animal y sus derivados; o como los ovo-vegetarianos que sólo añaden huevos; o como los api-vegetarianos, que añaden el consumo de miel.


VEGANISMO Y SALUD:

Siendo vegana/o se puede disponer de una dieta equilibrada que aporte los macro y micronutrientes necesarios para nuestro organismo y estar saludables, pero siempre y cuando estén bien planeadas para lograr un buen equilibrio nutricional.

En este tipo de dieta se debe prestar especial atención al correcto aporte de Calcio, Vitaminas D y B₁₂ (o cobalamina), hierro y zinc. En cuanto a los ácidos grasos omega 3 EPA y DHA, se debe garantizar un adecuado consumo de algas ricas en estos omega 3 o bien tomar suplementos de omega 3 DHA obtenidos de algas.

En cuanto a la calidad de las proteínas, una alimentación variable debe aportar todos los aminoácidos esenciales. Para asegurarnos de ello, podemos incorporar soja y quínoa dulce (sin saponina o inferior al 11%) a la dieta habitual pues aportan proteínas de alto valor biológico.

Sin duda, el aporte en fibras, minerales, antioxidantes y otras sustancias bioactivas será muy rico siempre que se siga una dieta variada en verduras y hortalizas, cereales y derivados sin huevo (preferentemente sin refinar), frutas variadas, legumbres, frutos secos, semillas y aceites, algas, setas, etc. Podríamos resumirlo en los siguientes consejos:

1.       Debes beber suficiente agua y realizar actividad física.
2.       Come libremente Verduras, hortalizas y Frutas, preferiblemente de temporada.
3.       Come generosamente cereales como granos enteros, pan integral, arroz, pasta, etc.
4.       Come moderadamente legumbres y semillas.
5.       Come escasamente aceites y grasas vegetales, frutos secos, sal, especies.
6.       Los dulces deben tomarse de modo esporádico.

A continuación os pongo una guía que podéis encontrar en la dirección indicada.



DÉFICIT DE VITAMINA B12:

Uno de los principales problemas de las dietas vegetarianas puras como la Vegana es que se puede producir al cabo de años siendo vegano/a un déficit de Vitamina B12 al no tomar alimentos de origen animal que son la fuente que contienen las formas activas de esta vitamina (cobalamina: cianocobalamina e hidroxocobalamina). Debido a una ausencia prolongada en la dieta, se pueden ocasionar anemia macrocítica e incluso transtornos neuropsiquiátricos entre otros síntomas.

La vitamina B12 se almacena en el hígado y el metabolismo la va usando según precisa. Es por ello que su deficiencia puede tardar años en producirse pues en el hígado adulto se pueden almacenar la cantidad necesaria para 3 a 5 años. Para su absorción, se requiere de la Vitamina B6

Es importante que las mujeres veganas embarazadas o durante la lactancia tengáis muy presente la necesidad de tomar suplementos con Vitamina B12 (debéis consultar con vuestro médico), especialmente si lleváis varios años siendo vegetarianas puras pues las reservas de B12 estarán bajas y son necesarias para este periodo, especialmente las procedentes de la dieta de la madre.

¿Cuál puede ser la fuente de B12?:
Esta vitamina debe tomarse en alimentos enriquecidos con la forma activa de esta vitamina o en suplementos de cyanocobalamina o hidroxocobalamina (que son la forma activa de esta vitamina B12).

Los fermentados de soja como el Miso o el Tempeh, y muchas algas dicen ser fuente de Vitamina B12 pero no contienen la vitamina activa por lo que no son útiles para suplir la deficiencia dietaria.

DOSIS: El suplemento de Vitamina B12 que se considera adecuado es de 2.4 microgramos diarios para los vegetarianos puros y de unos 1.2 microgramos para los ovo-lacteo-vegetarianos (dosis para adultos). En el embarazo y lactancia se debe evaluar por su médico.

Las Vitaminas B6 y el ácido Fólico (o vitamina B9) son 2 vitaminas muy importantes para la correcta función de la B12, pero estas 2 si se pueden obtener adecuadamente con una dieta vegana variada. 

DÉFICIT DE OMEGA 3: EPA Y DHA

Si bien el contenido en Ácido alfa-linolénico (18:3 omega 3) de la dieta se puede aportar con una alimentación vegana (especialmente con el consumo de aceite de Lino), se puede establecer un déficit en el aporte de los ácidos grasos omega 3 EPA y DHA (que tan de moda están por sus efectos saludables) si no se hace un correcto aporte de las algas que los contienen; por lo que si no se consumen en la cuantía adecuada, mi consejo es aportar estos omega 3 (DHA y/o EPA) en forma de suplementos nutricionales derivados de algas (disponibles en el mercado y aptos para veganos).

jueves, 28 de marzo de 2013

DIETA ALCALINA y SALUD: ¿cura el cáncer?


DIETA ALCALINA y SALUD: ¿cura el cáncer?


              Cada vez más se leen noticias relacionadas con la Dieta Alcalina y la salud. En esta entrada quisiera adentrarme un poco en el concepto que hay detrás de esta corriente dietética.

    El concepto de dieta alcalina surge a partir de la necesidad de cambiar unos hábitos dietéticos “acidificantes” que se consideran nocivos para la salud y como una posible causa de las principales enfermedades crónicas no transmisibles que azotan a nuestra sociedad, incluyendo el cáncer.

               En esta corriente dietética, lo importante es mantener el pH en el medio celular y extracelular en valores fisiológicos -en un ambiente ligeramente alcalino-, para que nuestro organismo se mantenga sano.

                En mi opinión, el concepto del valor del pH en el que se sustenta esta corriente dietética, si bien es importante para preservar en buen estado nuestra salud, no es el único origen de estas patologías crónicas y tampoco es la dieta alcalina el único remedio.

                 Para mí, las vitaminas, minerales y otras sustancias bioactivas que acompañan a los alimentos son un pilar importante en el concepto de dieta saludable. Como sabemos, los alimentos ricos en estas sustancias saludables son principalmente las verduras y hortalizas, las frutas, frutos secos, semillas y aceites vegetales y los cereales refinados. Como comenté en una entrada anterior, la OMS recomienda el consumo de 5 raciones diarias de verduras y frutas de temporada para preservar y mejorar la salud.

                Curiosamente, “la dieta alcalina” se basa precisamente en introducir más alimentos con efecto alcalinizante para compensar el exceso ácido que la dieta actual produce y que obliga a nuestro organismo a utilizar constantemente mecanismos reguladores para mantener el pH en el rango fisiológico adecuado.

                Estos alimentos alcalinizantes son principalmente verduras, frutas y cereales integrales. Además, se han de reducir el consumo de alimentos acidificantes como son los hidratos de carbono refinados, las carnes y embutidos, los alimentos procesados, etc. Todo esto es la base de una dieta saludable, por lo que en este concepto de dieta alcalina coincide en muchos aspectos con los principales criterios de una dieta saludable.

                El organismo humano dispone de mecanismos reguladores para mantener el pH en un rango de valores adecuado (entre 7,35 y 7,45, que son valores ligeramente alcalinos), pues un valor  fuera del rango indicado pondría en grave riesgo la salud y con cifras menores de 6,8 (acidosis) o mayores de 7,8 (alcalosis) se produciría un desenlace fatal si no se corrigiera a tiempo.

                Los principales mecanismos reguladores son los sistemas amortiguadores, la respiración y los riñones/piel. Si bien estos mecanismos de regulación del pH interno son muy complejos, y sus conceptos fisiopatológicos muy amplios; en las explicaciones habituales de los seguidores de esta corriente dietética se centran principalmente en que para regular este pH se usan sistemas amortiguadores a partir de los minerales extraídos de las reservas orgánicas almacenadas (principalmente Calcio, Magnesio, Potasio y Sodio) que contrarrestan la acidez pero generando un agotamiento de las reservas de estos minerales; y con el tiempo, estos mecanismos pierden eficacia y se genera un ambiente “ligeramente ácido” en las células y en el espacio extracelular que favorece la fisiopatología de muchas de las enfermedades crónicas relacionadas con la dieta. Para controlar este pH, utilizan la medición con tiras reactivas el pH de la orina (la segunda orina de la mañana) o de la saliva.


NOTA: tener un pH en la orina o saliva que sea ácido o alcalino no quiere decir que en las células y en el líquido extracelular (incluyendo la sangre como reflejo del mismo) tengamos un medio ácido o alcalino, sino que se están utilizando los mecanismos fisiológicos de regulación del equilibrio ácido-base y no necesariamente indica que nuestras células y tejidos estén en un ambiente ácido que predisponga la aparición de la enfermedad. Sin embargo, es bien cierto que el funcionamiento de nuestro metabolismo y en especial de las enzimas que participan en multitud de procesos necesarios, es óptimo a unas condiciones de temperatura y pH adecuadas y que cambios crónicos en el pH afectan a la eficacia de estas enzimas y producen alteraciones fisiológicas. Es por ello que el organismo dispone de los mecanismos reguladores necesarios para mantener el pH en los límites adecuados y fallos en estos sistemas producen alteraciones graves de salud que se manifiestan por acidosis o alcalosis. Estos fallos  requieren de una corrección médica urgente y el problema no suele tener relación directa con los hábitos dietéticos de quienes lo padecen (eliminando ciertos excesos o uso de sustancias tóxicas).
              
              En mi opinión, pienso que se exagera a la hora de explicar que la causalidad de estas enfermedades crónicas es principalmente derivada de una dieta ácida y una consecuencia de causar de modo habitual ambientes celulares y extracelulares ácidos que dañan el funcionamiento normal de la célula y favorecen el desarrollo de microorganismos y/o de células cancerígenas que se desenvuelven mejor en medios ácidos y, según postulan algunos de sus seguidores, no lo harían en medios alcalinos. Algunos  llegan a decir que la cura del cáncer sería muy sencilla, simplemente con una dieta alcalina que permita recuperar el pH adecuado en nuestras células y tejidos.

            En internet descubriréis muchas páginas y videos en donde hablan de la cura del cáncer con una dieta alcalina, o mediante el uso de bicarbonato sódico; especialmente el de un médico italiano (un oncólogo llamado Tullio Simoncini, a quien al parecer le han retirado la titulación de médico) que dice haber curado casos de cáncer inyectando bicarbonato sódico en ciertos tumores y que ha postulado que la causa del cáncer es un hongo, la Cándida albicans.
                
Por desgracia, en este mundo de la salud se mueven muchos intereses, especialmente el económico, que están detrás de industrias que podrían boicotear muchos tratamientos, pero que también están detrás de muchos “visionarios” que hacen uso del ataque a esta realidad económica de una parte de la industria farmacéutica para postular que sus “investigaciones” son “las verdaderas” pero que la industria quiere silenciarla porque no suponen nuevos fármacos que enriquezcan a unos pocos.

                Yo puedo estar de acuerdo en que para una parte de la industria farmacéutica pueda ser más interesante mantener enfermos crónicos que curarlos, pues eso supone usar medicamentos a diario que engordan sus cuentas de resultados. Pero ello no quiere decir que porque esto sea así, signifique que con el uso de bicarbonato sódico se cure el cáncer o bien que la causa sea un hongo. Ojalá fuese así de sencillo. Estoy seguro que entonces muchas madres y seres queridos de médicos (oncólogos y no oncólogos) no habrían fallecido de cáncer.

Mi recomendación es que seguir una dieta equilibrada también debe incluir un criterio de control del pH pues aunque el equilibrio ácido-base es un mecanismo fisiológico que permite regular y mantener la homeostasis para el correcto funcionamiento de nuestro organismo (al igual que se regula la temperatura corporal y los niveles de multitud de sustancias), debemos evitar que nuestro organismo tenga que hacer un uso habitual y excesivo de estos mecanismos reguladores poniéndoselo más fácil o menos difícil, como lo queramos ver. Viene a ser como el dicho que más vale prevenir que curar, si no contribuimos a generar ambientes muy acidificantes no tendrá que utilizar estos mecanismos reguladores en exceso.

 Pero sólo es un pequeño factor a tener en cuenta, lo importante es realizar una dieta equilibrada en macro y micronutrientes, realizar actividad física adecuada y evitar castigar a nuestro organismo con el uso y exposición a tóxicos o al estrés psíquico y físico. Por tanto, si bien el concepto de control del pH es poco  conocido, deberíamos empezar a tenerlo en cuenta como un factor más a controlar, pero en mi opinión, no como la causa principal de estas dolencias crónicas que azotan a nuestra sociedad.

La dieta y el cáncer están relacionados, para lo bueno y para lo malo; debemos hacer especial hincapié en la prevención como la principal herramienta para disfrutar de una adecuada calidad de vida, actual y futura.

Cuando el cáncer ya apareció, la dieta se debe convertir en una herramienta terapéutica más que debe ser evaluada por su médico y oncólogo para adaptarla a tus necesidades y haciéndote partícipe de tu tratamiento. Sin duda una dieta adecuada favorecerá una mejor evolución; al igual que disminuir la exposición a tóxicos, realizar actividad física adecuada y mantener un adecuado afrontamiento psicológico ante esta enfermedad. Debemos favorecer la lucha dotando de herramientas a nuestro organismo para frenar o acabar con la enfermedad. Esta batalla se debe hacer desde muchos frentes, incluyendo la quimioterapia y radioterapia, que aunque generan muchas víctimas colaterales pueden suponer el punto de inflexión en la guerra. Creo que confiar en tu oncólogo y afrontar un tratamiento multidisciplinar que además de la cirugía, quimioterapia y/o radioterapia aborde aspectos de apoyo psicológico, dietético y de estilo de vida.

Sea como fuere, está demostrado que el consumo habitual de los alimentos que coinciden con los alcalinizantes, como son las verduras y frutas, ayudan a preservar y mejorar la salud, ya sea por su aporte mineral, de vitaminas, fibras y otros fitoquímicos, como por su efecto alcalinizante (esto último no está evidenciado suficientemente). Una vida más sana depende de muchos factores, y actualmente no hay dudas de que estos alimentos te ayudarán a mejorar tu salud, aunque la base científica no ofrezca una sólida evidencia y justificación. Para mí, una dieta óptima podría también tener en cuenta el adecuado balance ácido-alcalino como un factor más sobre el que interactuar, si bien no hay ninguna evidencia científica que demuestre que la relación entre una dieta ácida y la aparición de enfermedad. Se trata más de hacer hincapié en el consumo de frutas y verduras frescas de temporada (que coincide con los alimentos alcalinizantes) y evitar el abuso de carnes, embutidos, quesos, azúcares refinados, etc (que coinciden con los alimentos acidificantes)  pero manteniendo un adecuado equilibrio en macro y micronutrientes, así como en el aporte de fitoquímicos.

En resumen, la dieta alcalina no tiene base ni fundamento científico evidenciado pero como recomienda más verduras y frutas frente a menos carnes, grasas saturadas y azúcares refinados, pues coincide en aspectos generales con lo que hay que hacer en una dieta saludable, pero sin la necesidad de tener que estar pendiente del pH de la orina o de la saliva.

En cuanto a su relación con el cáncer, se basan en que en modelos de laboratorio aislados, las células se desenvuelven bien en un ambiente ácido mientras que no lo hacen en un ambiente alcalino. Esto no es equiparable a un organismo humano. Podéis leer más en el siguiente enlace:



-  http://preventcancer.aicr.org/site/News2?page=NewsArticle&id=13441



jueves, 14 de marzo de 2013

¿"Fraude" en el "nuevo tratamiento enzimático para la migraña"?


   David Ezpeleta, coordinador del Grupo de estudio de CEFALEAS de la Sociedad Española de Neurología -SEN-, ha explicado a RTVE lo que yo os había adelantado en la entrada “Un nuevo tratamiento para las migrañas -¿?-“.

              Según se recoge en el portal www.rtve.es, la SEN ha prevenido sobre el estudio que se presentó en el congreso farmacéutico Infarma en el que se difundió que “el 90% de las migrañas se pueden tratar y prevenir con la administración de una enzima llamada DiAminoOxidasa –DAO-“.

                En el enlace siguiente de la web de RTVE podéis leer lo explicado por este neurólogo:

El neurólogo de la SEN, David Ezpeleta, ha señalado que al no haberse publicado esta investigación sobre la migraña en revistas científicas de médicos o neurólogos -la manera habitual para los investigadores de conocer los avances en su campo-,carecen de "verdaderos elementos de juicio para opinar sobre este estudio".

"El grupo de cefaleas de la SEN siempre se ha alegrado de todos los avances, tanto diagnósticos como terapéuticos en el campo de la migraña y otras cefaleas", ha subrayado Ezpeleta, quien ha especificado que la investigación clínica es un "trabajo largo" que "exige colaboración de muchos profesionales y centros de investigación". Así, el neurólogo ha subrayado que tiene que primar la "prudencia y la modestia a la hora de comunicar datos que puedan tener un alcance con repercusión social".

               

              En la entrada que publiqué el pasado 6 de marzo ya expresé mis dudas acerca de los beneficios que se le imputaban a esta enzima DAO, en el que indicaba que no había podido encontrar ningún estudio publicado en revistas científicas de referencia y comenté que me llamaba la atención que los autores de los estudios fueran asesores científicos de la empresa que comercializa los complementos nutricionales con esta enzima a los que se atribuyen estos efectos. También añadí que era curioso que se haya comercializado como Complemento nutricional en vez de cómo Medicamento. En la RTVE van más allá y comentan lo siguiente:

Siguiendo las pistas a la que apunta la revista Materia, RTVE.es ha comprobado que la junta directiva de la Sociedad del Déficit DAO tiene como vicepresidente a Juan José Duelo y como tesorero a Joan Izquierdo. 

              Ambos figuran en plantilla de la empresa DR Healthcare, compañía que comercializa el complemento dietético que supuestamente combate el déficit de la actividad funcional de la enzima DiAminoOxidasa (DAO). Juanjo Duelo es el director general de DR Healthcare -según se puede ver en su perfil de la red Linkedin- y Joan Izquierdo es asesor de la misma compañía.


               Con ello no se indica que esto sea un fraude pero si es cierto que se generan dudas razonables respecto a lo presentado en Infarma que el tiempo aclarará.

Yo sigo opinando igual que en la entrada anterior y ojalá esto fuese una solución para, al menos, algún tipo de migrañas. Lo que tengo claro es que el profesional que te esté tratando para tu migraña conocerá todo lo relativo a las novedades y valorará la posibilidad de probar nuevas alternativas. Creo que la confianza en tu médico como asesor de tu salud es primordial y para ello lo mejor es que sea a tu médico de confianza a quien le expongas tu caso.

Un fármaco que dice que puede tratar y prevenir el 90% de las migrañas, debería tener una repercusión científica muy relevante (revistas científicas especializadas en el campo en cuestión (cefaleas -neurología-); estudios clínicos multicéntricos, y lo lógico es que fuese comercializado como un medicamento, pues siempre ofrece más garantías al tener que cumplir con una normativa mucho más exigente). La enorme repercusión mediática de la que se hicieron eco la inmensa mayoría de los canales de comunicación españoles es, en mi opinión, una muestra más de que los medios son sensacionalistas y no contrastan adecuadamente las noticias antes de proceder a su divulgación, pues aunque sólo comenten lo que otros dicen en un congreso, lo cierto es que lo hacen como si fuera la solución para los que padecen migrañas (basta con poner en google “enzima para tratamiento de migraña” para ver la repercusión que tuvo y el tipo de noticias generadas).